Comenzó la colocación de caños de desagües pluviales en calle Blanes

Los trabajos son complementarios a la obra de calle Larralde y buscan evitar anegamientos en la zona para dar soluciones concretas a los vecinos. Se realiza con fondos municipales.

Tanto el ensanchamiento de calle Larralde como el de Avenida Zanni incluyen un nuevo sistema de desagües pluviales: grandes conductos que drenan automáticamente todos los excedentes hídricos, para garantizar tanto la seguridad vial como la durabilidad de las obras.

El intendente Adán Bahl recorrió este martes la obra, en la que colocaron caños en calle Blanes hasta la alcantarilla de Larralde. “Muchas de las zonas de alrededor, como calle Blanes, por ejemplo, también se inundaban cada vez que llovía. Por eso decidimos hacer estas obras complementarias, que van a dejar atrás para siempre el tema de los anegamientos”.

“Nos importa hacer las cosas bien desde la base porque queremos que el sello de nuestra gestión sean las soluciones integrales y las obras de calidad”, completó.

“El plan de obras hidráulicas local estuvo paralizado durante años en Paraná, con las consecuencias que todos conocemos: calles que se inundaban apenas caían dos gotas, obras que se rompían antes de terminarse. Fue uno de los primeros planes que retomamos”, finalizó Bahl.

Detalles

La intervención se hace desde calle Blanes hasta la alcantarilla de Larralde. Se trata de la colocación de un conducto que va a conducir los excedentes hídricos de esa zona hacia el cauce del arroyo Antoñico. Además, se prevé la ejecución de conexiones domiciliarias, colocación de hidrantes, válvulas, esclusas, una cámara de limpieza, desagüe y limpieza, zanjas para conexiones domiciliarias de agua y el enlace con las cañerías existentes en servicio.