fbpx

En Entre Ríos también hubo «vacunados estratégicos»

El gobierno provincial reconoció que fueron incluidos dentro de la categoría “personal estratégico” por el “rol que cumplen en el marco de la pandemia y en contacto permanente con las máximas autoridades”.

El Gobierno de Entre Ríos reconoció que la esposa del gobernador Gustavo Bordet, Mariel Ávila, gran parte del gabinete y hasta personal de servicio fueron inmunizados contra el COVID-19 antes de que finalice la etapa correspondiente al personal esencial y los grupos de riesgo.

“Dentro de la categoría de personal estratégico se ha vacunado al gabinete de ministros y a un grupo de personas, precisamente por el rol que cumplen en el marco de la pandemia y en contacto permanente con las máximas autoridades provinciales, y siempre de acuerdo a un criterio estrictamente técnico”, indicó el Gobierno a través de un parte oficial luego de que se filtraran los listados de personal ligado al poder que recibió la vacuna.

En esa nómina figuran Mariel Ávila, esposa del mandatario provincial quien además cumple funciones en la Secretaría Privada de la gobernación; la vicegobernadora Laura Stratta; seis integrantes del Gabinete provincial: Rosario Romero, ministra de Gobierno; Sonia Velázquez, de Salud; Marisa Paria de Desarrollo Social; Hugo Ballay, de Economía; Juan José Bahillo, de Producción y Marcelo Richard de Planeamiento.

Dentro de los vacunados VIP también figuran el secretario privado de Bordet, Gustavo Velázquez; la secretaria de Comunicación, Maricel Brusco; el presidente del Instituto provincial de la Vivienda, Marcelo Bisogni y la senadora provincial Nancy Miranda, titular de la comisión de Salud de la Cámara. Otros nombres que se agregaron fueron el del Fiscal de Estado, Julio Rodríguez Signes; el jefe de Policía, Gustavo Maslein; el del titular de Ceremonial de la Gobernación Alberto Fernández y hasta el del chofer de la ministra Velázquez, su hermano Edgar Ramón.

Las vacunaciones se realizaron en distintos nosocomios: el Hospital San Martín de Paraná, centro de referencia provincial; el Hospital de la Baxada, también de la capital provincial; el Hospital Urquiza, de la ciudad de Federal, al norte de Entre Ríos y el Hospital Masvernat de Concordia.

Los integrantes del gabinete provincial habrían recibido la vacuna en un operativo que se realizó en Paraná en los últimos días del mes de enero. En ese momento también habrían sido inoculados familiares directos. En algunos casos, se les aplicó tanto la primera como la segunda dosis de la Sputnik V y en otros sólo se registra la aplicación inicial.

La vacunación VIP en Entre Ríos se concretó antes de que se termine de aplicar las dosis a todo el personal de salud provincial y mientras el personal de seguridad, mayores de 70 años y docentes aún esperan recibir sus dosis.

“En ningún caso la inmunización de este grupo de personas significó o va a significar alterar de algún modo la planificación original del Plan Rector de Vacunación COVID-19”, se aseguró en la explicación oficial.

El documento que envió el Gobierno provincial indicó también que en el marco de las definiciones estratégicas de la campaña y ante el ingreso en los próximos días de la vacuna china Sinopharm aprobada para personas de entre 18 y 59 años “se estaría en condiciones operativas de comenzar a inocular al personal esencial de Seguridad, del Servicio Penitenciario y a docentes de escuelas de educación especial”.

“Concomitantemente, se continúa de hecho con la vacunación de adultos mayores de 70 años hasta completar de acuerdo al stock disponible que provee el Ministerio de Salud de la Nación”, añade.

Luego de que el hecho saliera a la luz, se conocieron las disputas existentes en el seno del Gobierno provincial por la decisión de mantener en secreto la vacunación de funcionarios. Un grupo pretendía que se hiciera público el hecho de inmediato, pero finalmente primó el criterio de no hacerlo.

Marchas y contramarchas

Si bien algunos integrantes del gabinete provincial no tenían inconvenientes de que, desde el mismo gobierno, se publicara la nómina completa de los funcionarios vacunados por Covid, hubo una firme resistencia desde el Ministerio de Salud.

De hecho, la mayoría de los funcionarios de Salud de la provincia (incluidos numerosos administrativos y con funciones operativas) fueron vacunados. Hay casos, en reparticiones de Salud dependientes de municipios entrerrianos, que de alguna manera sorprendieron, pero fueron decisiones políticas de cada intendente. En varios casos comprendió a familiares directos también de algunos funcionarios de menor rango o secretarios privados y choferes de estos.

También resultaron vacunados todo el personal policial con puestos fijos en diferentes organismos dependientes de Salud y que tienen contacto a diario con pacientes que concurren a reparticiones y a hospitales o centros de salud de la provincia y municipales.

En Paraná

Consultado por ANALISIS, el intendente de Paraná, Adán Bahl, manifestó que tanto él como la viceintendenta Andrea Zoff y los miembros de su gabinete no se han vacunado contra el coronavirus. Incluso, señaló que varios de sus funcionarios “han tenido Covid en estos meses”.

Fuentes: Infobae y Analisis.

Abrir chat